LA GUERRA SUCIA

BRECHANDO

03-06-2022

Antonio Quevedo Susunaga

En medio del escándalo de corrupción de conocidos actores políticos y empresariales, se está dando una auténtica “guerra sucia”, en donde se le invirtió mucho dinero para difundir mentiras, golpear a los candidatos a gobernador y ganar el poder a como dé lugar.

Los tres estados en donde los panistas o la Alianza por México, le han puesto especial atención a la “guerra sucia” en el proceso electoral de Tamaulipas, en donde el gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, esta atrincherado y listo para pelear hasta el último momento, tanto en los tribunales, como metiendo a la cárcel a gobernantes de Morena, que han salido salpicado en el lodacero.

En estos últimos momentos se han difundido filtraciones en donde se habla de crear toda una “mentira política”, al viejo modo, en esto de las guerras sucias puede ser que haya cosas nuevas, pero la mayoría son refritos.

En esta “guerra sucia”, entraron magistrados de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, en donde han tratado de blindar a Cabeza de Vaca para que no lo vayan a meter a la cárcel en pleno proceso electoral.

Ante la tensión que está viviendo los tamaulipecos, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador envió a los soldados de élite para que acudan a proteger a los tamaulipecos para que salgan a votar con toda la seguridad.

Esta misma “guerra sucia” está a todo lo que da en Aguascalientes, que es una de las elecciones más apretada, en donde hay un empate técnico y la preocupación panista de que Morena le quite las seis gubernaturas, cuando menos desean ganar una entidad.

En estas dos entidades los panistas se pusieron los guantes para entrar a la pelea, en forma sucia, dispuestos a darse con todo, pero la última palabra la tendrán los ciudadanos, que ya no se impresionan con tantas mentiras.

En el caso de Tamaulipas, los militantes de Morena están seguros de que el voto les favorecer y que le quitarán el control a Cabeza de Vaca, esto preocupa mucho a los panistas que recibieron dinero del que repartió el gobernador.

La otra entidad en donde también hay “guerra sucia” es en Durango, en donde el PAN se defiende con todo, aunque el gobernador Rosas Aispuro no se ha metido como lo está haciendo Cabeza de Vaca.

De acuerdo a las encuestas, el PAN está en condiciones de pelear Durango y Aguascalientes, pero han sentido la presión política que ha ejercido Morena y que seguramente buscará ganar las seis gubernaturas que serán renovadas.

Los de Morena le han metido “toda la carne al asador” para sacar adelante el proceso electoral de Aguascalientes y Durango, en Tamaulipas, se están cuidando de que no haya violencia y se anulen las elecciones.

En esta “guerra sucia”, fue obligado el empresario Claudio X González a sacar la cabeza, hacer proselitismo político, ante el desgaste de los partidos y sus dirigentes que no han servido para llamar a votar a los ciudadanos.

En esta lucha, el presidente del PRI, Alito Moreno, no le quedó limpia una parte de su fama, su figura y en su imagen como dirigente.

Después de la filtración de los audios, Alito no tiene nada que hacer en la política, no sólo electoral, sino que los mismos priistas le entregaron los audios que está difundiendo Layda Sansores.

En esta lucha Esteban Villegas, candidato a la gubernatura de Durango contra la candidata de Morena, que le buscan hasta las cosas más personales.

La disputa por el poder se usa de todo, hasta grupos de choque contra la candidata Marina Vitela.

Los actores de esta guerra, por ninguna razón, deben quedar como gobernadores.

En fin, no debe asustarnos estas acciones reprobables, pero siempre se han realizado, pero no por ello se justifican, son reprobable para gente que aspiran a gobernar estas entidades.

antonio_brecha@live.com.mx

¡Síguenos en nuestras redes sociales y entérate de todo lo que sucede!

Twitter: @BrechaAntonioQS

Facebook: antonioquevedos

También te puede interesar